lunes, 7 de noviembre de 2011

EL " DEWATER " DE HOY

   Por el título podrán deducir que no tengo mucha fé en los debates pactados,  aunque soy de los que prefiere uno así antes que cien inexistentes,  como con aquellos coitos de antes,  que  además de interruptus eran escasos.  Había que cogerles el punto.
   Punto este,  el de hoy,  del que unos esperan poco y otros aún menos y puestas así las cosas,  me temo que nos aburran a todos con una larga retahíla de tecnicismos de camuflaje.  Por eso no he esperado a verlos actuar,  voy a tener el corazón partido y,  lo que es aún peor,  el bolsillo anudado porque ambos contendientes han llegado al acuerdo de repartir las tortas entre los espectadores.
   Rubalcaba me cae bien,  es un notable político que parece buena persona,  mientras Rajoy,  que igualmente me cae bien,  es una buena persona y parece un político destacable;  el primero carga como lastre a Zapatero y el segundo a algunos de su partido.
   Pero eso pasa en las mejores familias;  miren sin ir más lejos a Italia,  un país tan fino con un payaso al mando.
   No,  no confío demasiado en que esta noche veamos la luz del final del túnel de las intenciones,  sino más bien los dientes de quienes han entrenado a los figurantes.  Por eso y quisiera equivocarme,  creo que al final del programa,  lo procedente será tirar de la cadena.

  

No hay comentarios:

Publicar un comentario