viernes, 20 de julio de 2012

PRENSA DIGITAL


   El de los periodistas no es más que otro de los colectivos en proceso de ajuste,  o recorte,  si usted así prefiere verlo.  Es cierto que el medio digital está haciendo mella,  cada vez mayor,  en la venta de prensa en papel,  la de toda la vida;  tan cierto como que esos profesionales tienen una considerable parte de culpa de la situación,  por su falta de credibilidad,  que comienza con el alistamiento incondicional en la línea editorial,  por encima de la objetividad,  por debajo del amor propio.  Eso sí,  salvando excepciones tan honrosas como escasas.
   Dicho esto,  que quizás sea excesivo,  un repaso a la prensa digital nos trae noticias de todo tipo:  comenzando por las curiosas,  nos enteramos de que el Sr. Campsdon Francisco,  va ahora por la vida conferenciando sobre  "responsabilidad política y social".   Tóma ya.
   Si no lo veo,  no lo creo,  cabe decir.  El ejemplar político,  espejo donde se miraba Rajoy,  don Mariano,  disertando sobre responsabilidad.  Hoy,  por cierto,  la comunidad valenciana ha pedido al estado su intervención.  Hablando de responsabilidad.
   Hay otras llamativas por su reiteración:  el alcalde de Badalona,  conocido por su amor a las minorías étnicas que pueblan su ciudad,  prohíbe rezar en la vía pública a los musulmanes con motivo del ramadán.  Tóma ya.
   Pero no queda ahí la cosa,  mire usted,  sino que nos enteramos de que éstos suelen hacerlo en una plaza de nombre  " Camarón de la Isla ",  en Badalona,  sí señor.
   Porque fué allí donde José Monge Cruz falleció en 1992,  víctima del cáncer.  Por cierto,  no pareció molestar entónces que algo más de cuatro mil gitanos,  eso sí,  catalanes,  homenajearan a su ídolo en un concierto multitudinario que incluyó bronca entre familias de la misma etnia,  sofocada con gran esfuerzo por la intervención de dos patriarcas calés.  Inolvidable y admirado Camarón.
   Sobre la prima viene hoy,  como todos los días desde hace tiempo,  lo que cabía esperar:  que esos monstruos que tenían un plan para salvarlo todo,  ni tenían plan,  ni son unos monstruos.  Siete meses,  siete,  han bastado para ponerlos en evidencia a ellos y a todos los demás en bragas.  Tras el guatemala,  el guatepeor.
   He cancelado mi suscripción con la prensa de papel,  mantenida largo tiempo;  yo también recorto,  ahora leo más,  a más gente con más criterios.   Es cuestión,  como suele decirse,  de separar el polvo de la paja.  Con perdón.

  

No hay comentarios:

Publicar un comentario