jueves, 21 de febrero de 2013

SOBRE EL HUMOR


   Dice Santiago Roncagliolo,  escritor peruano,  autor entre otras obras de Oscar y las mujeres,  (Alfaguara),  que  "  el humor es el último refugio ideológico que nos queda ".   Y tiene razón,  mal que nos pese.
   Basta un vistazo a la actualidad para preguntarse en qué país vivimos,  en qué época y en qué circunstancias.  O todo es una pesada broma o hay que tomar las armas. 
   Así,  la ha liado buena el diputado del PSC Navarro diciendo lo que todos pensamos.  Qué atrevido.
   Sabemos que la hernia real es la excusa para un intento de cordura aún incipiente.  Pero no puede decirse porque es muy serio;  nos falta sentido del humor.
   Demasiado tiempo pensando en otras cosas han impedido ver las que importaban y ahora es tarde.
   Hay que abrir la puerta grande para la salida y a mí me parece bien que así se haga y hasta se aplaudan las faenas de hace ya demasiado tiempo.  Los últimos años se ha cotizado bien poco y bien poco acertadamente.   Demos ya la alternativa y que Dios reparta suerte.
   Sobre lo demás,  ya salió la palabra sobre,  créame usted que no quería,  pues mírelo con humor porque a fín de cuentas va a conseguir lo mismo cabreándose.   Sonría. 
  

8 comentarios:

  1. Si señor, es mejor sonreir a que se nos quede una mueca o nos de un paralís facial. Yo no estoy acostumbrado a las armas aunque me gusta el western.

    Saludos Andrés

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¿Recuerdas aquél "Viva Honduras" de Trillo, cuando estaba en El Salvador?. Menudo personal. El sentido del humor evitó un incidente diplomático. Era para echarle a patadas.

      Eliminar
  2. claro que sí, bien lo sabemos y los usamos los chilenos, a todo le encontramos el giro de tuerca humorístico
    por ponerte un ejemplo, cuando pasó el terremoto y tsunami, a pesar del dolor y la catástrofe,
    las bromas y las tallas y los chistes afloraron naturales
    porque si de algo hemos aprendido
    a que en este pedazo de tierra
    no hay ´para que ser taaaaan grave

    abrazos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La cara avinagrada y la úlcera de estómago debemos dejarla para quienes cobran por ello. Que lamentablemente son los que menos sentido del humor tienen, escaseando en demasiadas ocasiones el otro sentido indispensable: el del ridículo. Saludos para tí y la querida Chile.

      Eliminar
  3. Por supuesto a pesar de lo que nos está cayendo encima, no debemos dejar que nos coman la moral, eso es lo que que quieren, y eso nunca debemos perderlo. Por lo menos el buen humor lo mantendremos, y a ver si es posible que todos los que nos están jodiendo les da un telele que se queden más tiesos y secos que la mojama.

    Un abrazo Andrés.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Al menos nos reiremos de quienes creen reirse de nosotros. Sabemos de qué se ríen ellos, porque nos creen ausentes a sus manejos. Tienen mucho que perder.

      Eliminar
  4. Cuanta razón tienes. El círculo vicioso quedó atado y bien atado ya en su momento. Estamos apañados.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hasta el más consistente de los nudos marineros se desata. Es cuestión de voluntad. Cordiales saludos.







      Eliminar